literatura

Dejen todo en mis manos, de Mario Levrero

Si buscás una novela corta, que sea entretenida y se lea rápido, entonces te recomiendo Dejen todo en mis manos de Mario Levrero, un escritor uruguayo que nació en 23 de enero de 1940 en Montevideo. Varios críticos lo catalogan como un escritor raro que resulta difícil incluirlo dentro de una corriente reconocida.

Si buscás una novela corta, que sea entretenida y se lea rápido, entonces te recomiendo Dejen todo en mis manos de Mario Levrero, un escritor uruguayo que nació en 23 de enero de 1940 en Montevideo. Varios críticos lo catalogan como un escritor raro que resulta difícil incluirlo dentro de una corriente reconocida. Podríamos decir que la literatura de Levrero pertenece a un surrealismo leve, ya que la imaginación y lo irracional son los ejes en que se sustenta gran parte de su prosa. Entre los escritores uruguayos, se lo puede comparar con Felisberto Hernández por esa literatura que por momentos parece confusa por la sensación de desasosiego y agobio que padecen sus personajes.

La nouvelle en cuestión, que se publicó en 1994, trata acerca de un escritor, cuyo nombre nunca se revela, quien presenta en una editorial su nueva novela, la cual es buena pero no convence al editor para publicarla. Este último le propone realizar un trabajo a cambio de dos mil dólares: encontrar el autor de una nouvelle del cual solo se conoce su seudónimo (Juan Pérez) y que el manuscrito proviene de la localidad de Penurias. El escritor acepta el trabajo. Viaja a Penurias y relata en primera persona todas sus vivencias en ese pueblo. Durante su estadía allí, el escritor conoce y consulta a diferentes personas que, inconscientemente, lo van llevando a lograr su cometido. Entre esas personas, conoce a Juana Pérez, una prostituta de quien se enamora, y por quien está dispuesto a abandonar su misión.

Dejen todo en mis manos tiene una prosa lineal que permite al lector leer y comprender fácilmente la historia. La lectura de la novela es amena, fluida y rápida. Su trama es sencilla. El narrador utiliza recursos humorísticos como la ironía, el sarcasmo, la hipérbole, la repetición y la comparación para reflexionar sobre las diferencias sociales entre los pueblos del interior y las grandes ciudades como Montevideo. Cuando nombra a esos pueblos pequeños, los llama Penurias, Miseria, Desgracia y Lamentos. Los califica como lugares abandonados, desolados.

Clasificar esta nouvelle dentro de un solo género sería incorrecto. Es cierto que, aunque no haya un delito, es una novela policial porque hay una investigación. Pero también cuenta con una interesante combinación de la ciencia ficción con algunos elementos emparentados con el humor y con lo autobiográfico. Podríamos hablar de la comicidad como efecto de la lectura de esta nouvelle y de una catarsis por parte del autor vinculándose, de alguna manera, con los hechos que vive el narrador. Además, hay rasgos psicológicos, juegos con las mentes de algunos personajes.

La comicidad: un escudo ante la frustración

Podríamos realizar tres observaciones fundamentales respecto de la comicidad. En primer término, la risa es un fenómeno exclusivo del hombre. No hay comicidad fuera de lo propiamente humano, es decir, lo cómico surge cuando nos enfrentamos a situaciones poco usuales, extrañas, o fuera de lo común. La segunda observación consiste en que la insensibilidad suele acompañar a la risa, para ello hay que despegarse de las emociones y simular ser un espectador indiferente de la vida. Se requiere cierta dosis de anestesia momentánea al corazón. El tercer concepto hace referencia a que nuestra risa es siempre la risa de un grupo. La risa esconde una segunda intención de entendimiento, e incluso de complicidad con otras personas.

Anuncios

Un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s